sábado, 2 de julio de 2011

¡Ahora vuelvo!

Queridos amigos:

Zetapé y el Hijo de Pérez me tienen de los nervios. Ya no puedo más. Necesito recargar pilas.

Mi amigo el Dr. Watson ha mostrado mucho interés en que le acompañe en un viaje que pretende hacer en los próximos días junto con el célebre detective Sherlock Holmes a la región de Devonshire. Nos alojaremos en Baskerville Hall. Ya les contaré.

Como preveo que la estancia en esos páramos del sur de Inglaterra puede prolongarse, he metido en la maleta algunas lecturas que creo muy recomendables:

El hombre del revés, de Fred Vargas
Asesinos sin rostro, de Henning Mankell
La excursión a Tindari, de Andrea Camilleri
La paciencia de la araña, de Andrea Camilleri
Trilogía de Nueva York, de Paul Auster

Vuelvo el lunes 11 de julio. Les dejo mientras tanto con la carta de ajuste.


2 comentarios:

jano dijo...

Vuelva pronto, Gulliver, no nos prive de su ingenio.
Un saludo.

Neo... dijo...

Le esperamos maese Gulliver.